22 sept. 2011

Tres no son multitud

Es bueno saber que donde caben dos, caben tres. La Liga es muy larga y un inicio con los dos de siempre sólidos en la parte alta podía hacerse aún más cuesta arriba y pesada. Las quejas de una Liga de dos parece encontrar solución en el equipo de Unai Emery. Un claro ejemplo la rebeldía del juego de toque frente al Barça en Mestalla. Por momentos del partido el porcentaje fue similar - el Barça siempre por delante- y tan solo en la recta final los valencianistas vieron peligrar puntuar en su casa. El equipo ché se reinventa cada año y a pesar de su necesidad económica de vender -lleva 120 millones de euros recaudados en tres años con las ventas de Silva, Villa, Marchena, Mata y Joaquín- consigue hacer un bloque competitivo. Soldado, Banega, Mathieu, Pablo... son jugadorazos que llenan el vacio de los ídolos del pasado ya marchitos. La retina del aficionado tiene nuevos puntos de mira y retos para conseguir resolver el puzzle que se atisba. ¿Conseguirán equipos como Valencia o Atlético aguantar el ritmo todo el campeonato? ¿Se desinflará el Madrid? ¿La barriga está aún algo llena para los de Guardiola? Tengo claras algunas respuestas pero confío en el factor sorpresa. Por el momento diré que tres no son multitud.

1 comentario:

FERNANDO SANCHEZ POSTIGO dijo...

Da gusto ver al Barcelona. Seguirá ganando muchos años más.